El día de hoy algo que se hace casi imposible para los lideres del mundo, es la capacidad de dirigir con opositores. Y eso ha ocasionado dictaduras disfrazadas de ideologías sociales y políticas, pero que en la práctica son evidentes liderazgos dictatoriales. Veamos la definición de la palabra dictadura: Es un gobierno que prescinde del ordenamiento jurídico y de la legislación vigente para ejercer, sin ningún tipo de oposición, la autoridad de un país. El término se hace extensivo al país con esta forma de gobierno y al tiempo que dura este tipo de mandato. Entonces la pregunta seria: ¿se puede liderar con oposición?

R=Si. De no hacerlo así, nos llevaría inevitablemente a un liderazgo dictatorial. Precisamente lo que determina cuando un liderazgo es bueno es cuando adquiere la capacidad de liderar con personas que piensan diferentes a él. Y ese liderazgo espiritual lo vimos durante todo el ministerio del Señor Jesús quien teniendo como oposición a la poderosa cúpula religiosa de la época, supo ejercer un liderazgo espiritual tan eficaz, que pudo ganar a gente de todas las condiciones sociales, económicas y políticas de su época. Vemos textos tan interesantes en los evangelios que definen el gran liderazgo espiritual de Jesús.

Pero los fariseos dijeron entre sí: Ya veis que no conseguís nada. Mirad, el mundo se va tras él. Juan 12:19 Y le siguieron grandes multitudes, y los sanó allí.

Mateo 19:2 Y procuraban prenderle, porque entendían que decía contra ellos aquella parábola; pero temían a la multitud, y dejándolo, se fueron.

Marcos 12:12 Con todo eso, aun de los gobernantes, muchos creyeron en él; pero a causa de los fariseos no lo confesaban, para no ser expulsados de la sinagoga.

Juan 12:42 Y así fue el gran liderazgo espiritual de Jesús. Un líder que se llevo bien con todos, enseño a todos, y tuvo la sabiduría y la firmeza para corregir a aquellos que estaban equivocados.

¡Jesús fue un gran líder espiritual!

Ante semejante huella de liderazgo dejado por Jesús. Debemos ser motivados a ejercer un liderazgo espiritual como lo hiciera Jesús. No podemos esperar liderar gente que piense igual que nosotros, que nos aplauda por cualquier cosa, o que simplemente no sean capaces de aportar una idea o sugerencia por temor a no coincidir con nosotros. Eso es dictadura.. Como lideres espirituales en cualquier posición que estemos sea de mínima o de máxima responsabilidad. Debemos buscar a diario la sabiduría de Dios, el soporte de Dios, la paciencia de Dios y el amor de Dios, para que podamos dirigir a los que están bajo nuestra responsabilidad como lo hiciera Jesús. Quien en Juan 17:12 testificó que no había perdido a ninguno de los que el Padre había puesto bajo su liderazgo, salvo aquel que ya estaba profetizado su perdición. Estar al frente de un ministerio dirigiendo personas nunca será una labor sencilla, por eso es necesario que no sigamos estos modelos dictatoriales que hoy se multiplican en el mundo, sino que veamos el modelo de Jesús, como el modelo perfecto para ser buenos lideres espirituales y así cumplir la misión de Jesús: “No perder a ninguno, que el Señor nos confíe”. David Durelia

Hubo también entre ellos una disputa sobre quién de ellos sería el mayor. Pero él les dijo: Los reyes de las naciones se enseñorean de ellas, y los que sobre ellas tienen autoridad son llamados bienhechores; mas no así vosotros, sino sea el mayor entre vosotros como el más joven, y el que dirige, como el que sirve. Lucas 22:24-26